Herramientas de usuario

Herramientas del sitio


tierra

Tierra

Descripción

Mundo con atmósfera respirable por humanos y vida indígena. La atmósfera está lejos de estar en equilibrio químico como resultado.

— Descripción en el juego

La Tierra es el planeta hogar de la raza humana, situado en el Sistema Sol.

Es el tercer planeta del sistema, orbitando a una distancia de 1UA exactamente de Sol, una estrella de secuencia principal de tipo G2-V. Contrariamente a la creencia popular no es la capital de la Federación, es Marte.

La Tierra es uno de los planetas más grandes del sistema y el más grande entre los cuerpos rocosos. El planeta y su satélite nacieron de un disco de acreción durante la formación de la estrella, hace 4.500 millones de años.

Su satélite es conocido por muchos nombres siendo Moon o Luna los más conocidos.

Información celeste

Radio6.378Km
Edad4.500 millones de años
Temperatura superficial288 K
Presión en la superficie1.00 Atmósfera
VulcanismoMagma (silicatos)
Tipo de atmósferaApta para vida basada en agua
Composición atmosférica 77.9% Nitrógeno 20.9% Oxígeno 0.9% Argón
Composition70.0% Rocoso 30.0% Metálico
Período orbital 365.3 días
Semieje mayor1.00 AU
Excentricidad orbital0.0167
Inclinación orbital0.00 DEG
Argumento del periastro114.21º
Período rotacional1.0 día
Inclinación axial23.40º

Formación

La Tierra se formó hace 4.500 millones de años, en el mismo momento en que se formó la estrella principal, el Sol, que de aquella era una estrella T Tauri en proceso de contracción para acabar formando una enana amarilla, con un disco de acrección masivo que la circundaba. Al menos se formaron unos 100 planetas de ese gran disco y uno de ellos acabó por ser la Tierra.

Hoy el sistema solar tiene sólo nueve planetas. La mayoría de ellos acabaron siendo capturados por el tirón gravitacional de los planetas gigantes como Júpiter y Saturno y acabaron por convertirse en sus satélites.

Durante su formación la Tierra fue un planeta violento consistente en lava volcánica y una atmósfera tóxica. Miles y miles de meteoros y asteroides impactaban sobre ella sin cesar impidiendo el desarrollo de la vida. Era la visión misma del infierno. Incluso un planeta entero, llamado Theia, colisionó con la Tierra en algún momento de su formación y que tuvo como consecuencia la creación del satélite de la Tierra, la Luna, que es inusualmente grande.

Mil millones de años después de su formación, las cosas se fueron asentado. Los planetas estabilizaron sus órbitas y la Tierra no era ya un fiero e inhóspito mundo. Por aquel entonces consistía en un mundo volcánico con agua, con vida microbiana en sus vastsos océanos. La atmósfera consistía en nitrógeno, dióxido de carbono y pequeñas cantidades de oxígeno. Estaba en el camino de convertirse en un lugar donde desarrollar la vida.

Tras seis extinciones masivas, miles de millones de años de edades de hielo, la Tierra empezó a parecerse al mundo dominado por los humanos, con sus siete continentes y su atmósfera apta para los humanos que conocemos hoy.

La ascensión de los humanos

Los seres humanos llevamos sobre el planeta al menos 200.000 años, aunque los primeros humanos se parecían mucho a otros animales. Tenían una sociedad básica y tribal que emergió de África y articulaban pequeñas formas de lenguaje, en lugar de los habituales gruñidos, aullidos u otros sonidos animales.

La colonización a gran escala no sucedió hasta hace unos 15.000 años cuando la humanidad dominó el arte de la agricultura. Se cree que la comunicación inteligente y estructurada empezó también en torno a ese momento. En los siguientes miles de años, la especie humana avanzaría enormemente y desarrollaría herramientas cada vez más sofisticadas y que le permitirían mejores técnicas de supervivencia. Se extendieron por más areas del globo terrestre y aparecerían las primeras ciudades en torno al 3.000 AC. Uno de los más famosos imperios de la vieja Tierra fue el Imperio Romano el cual desarrolló técnicas muy sofisticadas para la época, algunas de ellas todavía en uso hoy en día. Los romanos inventaron los acueductos, el suelo radiante y el calendario. El final del Imperio Romano sería en torno al año 410 dando inicio la Edad Media. La civilización humana continuó, pero no sería hasta el siglo XX cuando comenzase de verdad la historia de la humanidad.

El siglo XX

El siglo XX sería el más glorioso y horrible en la historia de la humanidad. Cerca de 100 millones de personas murieron en las dos primeras Guerras Mundiales, los dos conflictos bélicos más grandes que jamás se vivieron. La I Guerra Mundial comenzó en 1914 y acabó en 1918 causando 37 millones de bajas. La II Guerra Mundial, mucho más cruenta, se cobró más de 60 millones de vidas entre 1939 y 1945. El final de la II Guerra Mundial fue marcado por el uso del recién inventado armamento nuclear, capaz de destruir ciudades enteras de un simple soplido. No obstante, grandes avances se hicieron a partir de esos conflictos, como el radar o las comunicaciones de radio.

No obstante el siglo XX también vio pasar la segunda revolución industrial y el nacimiento de la informática, la televisión, la aviónica y muchos otros, entre ellos, las naves espaciales.

La era espacial

Uno de los grandes logros de la humanidad llegaría en el año 1961 cuando un hombre llamado Yuri Gagarin abandonó la atmósfera terrestre en una cápsula Vostok 1, convirtiéndose así en el primer ser humano en volar en el espacio. Dos naciones en la Tierra -los Estados Unidos de América y la Unión Soviética- competirian por la supremacía en este nuevo entorno desarrollando tecnología espacial cada vez más avanzada. Este período se conoció como la “carrera espacial”. Naciones de todo el mundo fueron insparadas por el logro de Gagarin, pero solo esas dos naciones desarrollaron a gran velocidad nuevas y mejores tecnologías para hacer más fácil salir al espacio. Un año después del vuelo de la cápsula Vostok (del bando soviético) los Estados Unidos de América anunciaron un ambicioso plan para hacer aterrizar una nave en la Luna y lo harían al final de la década de los 60.

En 1969 se alcanzó un punto de inflexión en la historia espacial de la raza humana. La NASA, la agencia de los Estados Unidos de América, creó el Saturn V, la nave más grande y poderosa que la humanidad había construído jamás. En julio del mismo año se hizo despegar a la Saturn V en dirección a la Luna, portando en su interior a Neil Armstrong, Edwin “Buzz” Aldrin y Michael Collins. Los motores de deformación no existían y la Saturn V se aproximó a la superficie lunar a una velocidad de solo 1km/s, llevándole tres días en cubrir la distancia entre la Tierra y la Luna. Al llegar se desacopló el módulo de aterrizaje de la Saturn y Neil Armstrong se convertiría en el primer ser humano en poner un pie en un cuerpo extraterrestre, pronunciando las ya legendarias palabras “Un pequeño paso para mí, un gran salto para la humanidad”.

Tras un día recogiendo muestras y realizando pruebas científicas en la luna, los tres atronautas volvieron a la Tierra donde fueron recibidos como héroes. Muchos aterrizajes se sucedieron tras este en el programa Apollo el cual finalizó en 1972. El aterrizaje en Marte estaba también planeado, pero no tendría lugar hasta un siglo después, en torno al 2070.

En 1970 se construyó la primera estación espacial, la Salyut 1. Era muy pequeña y solo podía albergar a unas pocas personas, pero conseguir un pequeño hábitat en el espacio fue un hito. Muchas más estaciones como el Skylab y la Mir se construirían aunque la más avanzada fue la Estación espacial internacional (la ISS, por sus siglas en inglés).

La ISS aun es diminuta en comparación a las estaciones que hay hoy en día y solo podían albergar a una población máxima de diez personas. No obstante se convertiría en el eje de todo vuelo espacial hasta que se dió de baja el proyecto y se sacó de órbita. Las estaciones por aquel entonces no tenían plataformas de atraque, en lugar de ello utilizaban unos puertos de atraque montados tanto en la estación como en la nave y que se acoplaban el uno al otro en el momento de atracar.

Los primeros vuelos espaciales privados aparecerían en el siglo XXI. Corporaciones como SpaceX y Reactoin Engines desarrollaron sus propias e innovadores naves intentando alcanzar el espacio y reducir drásticamente el coste asociado. Fue cuando surgieron naves como la Dragon Mk II y la Skylon. La primera estación espacial comercial fue lanzada en el 2020.

Un futuro incierto

En el año 2015 científicos indicaron que la sexta extinción en masa había comenzado y que los humanos podríamos ser una de las bajas.

La tecnología comenzó a mejorarse y a avanzar aún más rápido que antes, pero la tecnología necesita algo que la alimente. En torno al 2030 la Tierra padecería su mayor crisis energética de la historia al menguar drásticamente las reservas de combustible fósil. Aunque la tecnología espacial había evolucionado enormemente, realizar misiones a largo plazo y destinos lejanos como Marte o el cinturón de asteroides en busca de recursos estaba fuera del alcance. Se impusieron severas restricciones al uso de combustibles fósiles, causando serios disturbios entre las diferentes naciones de la Tierra. La población seguía aumentando y la humanidad necesitaba desesperadamente recursos. En el 2030 nacería el primer niño fuera del planeta el cual fue una pequeña luz de esperanza.

En la década de 2040 comenzaría la III Guerra Mundial, la mayor y más devastadora de todas las guerras. Al igual que durante las dos grandes guerras anteriores se hicieron grandísimos avances técnicos y tecnológicos pero no sin unas catastróficas pérdidas humanas y un terrible daño ambiental. Muchos dudaban de la supervivencia de la humanidad, incluso después de acabada la guerra. La Tierra empezó poco a poco a reconstruirse y la III Guerra Mundial sería la última de ellas. La esperanza se relanzaría una vez que se puso el pie en Marte por primera vez y se estableció un puerto espacial en la Luna.

La humanidad comenzaba a extenderse.

Colonización del espacio

En el 2070 se construyó una base Lunar permanente y el hombre había aterrizado en Marte, un inhóspito mundo desértico, por primera vez. Los primeros puertos espaciales se construyeron a lo largo de la década siguiente y muchas misiones se lanzaron a través de todo el sistema solar. También se lanzarían las primeras sondas interestelares hacia Alpha Centauri y Barnard's Star. Más tarde empezaría la construcción de bases permanentes en Marte y el establecimiento de industria pesada en la Luna.

Se harían importantes descubrimientos en el año 2100. Se descubrirían restos de vída antigua en Marte y, más importante aún, la existencia del hiperespacio sería confirmada. Al poco se desarrollarían los primeros motores de distorsión y se enviarían sondas a todos los sistemas cercanos.

La raza humana había ligado su destino a las estrellas. La Federación se formaría y todas las naciones de la Tierra se unificaron. Marte fue terraformado y sería un planeta tipo Tierra entorno al 2200. Comenzarían las colonias en sistemas como Tau Ceti.

La humanidad continuó expandiéndose en el espacio. Surgirían potencias mayores. Se libraron guerras. Se extinguieron especies.

Pero la humanidad prevaleció.

Geología y atmósfera

Estaciones

Referencias

1)

tierra.txt · Última modificación: 2017/01/17 22:40 (editor externo)